Las Constelaciones Babilónicas

Durante mucho tiempo se creyó que el zodiaco, tal y como hoy lo conocemos era babilónico. Actualmente se sabe tiene su mayor parte babilónica, pero otras partes son asirías y otras egipcias. Por ejemplo el cordero de Aries es de origen egipcio; Tauro, el toro, es original de babilonia, donde recibía el nombre de Gud-Anna; leo, el león, es egipcio, en babilonia la misma constelación recibe el nombre de can mayor; géminis, los gemelos, puede tener tanto su origen babilónico como egipcio, pues en babilonia era Mastabba.galgal y en Egipto es representado por las dos estrellas de Egipto. Cáncer, el cangrejo, es un símbolo babilónico, en Egipto es representado por dos tortugas.

Todos los símbolos tienen gran tradición, el toro y el escorpión como símbolos de la primavera y del otoño se encuentran en una estela conmemorativa del rey Nebuchadnezzar I, que reino en el siglo XII a.C. el mas antiguo zodiaco babilónico tiene 18 constelaciones, de las cuales 10 todavía las usamos entre las 12 de nuestro zodiaco, y se han añadido otras: las pléyades, hidra, Orión, Perseo y praessepe, entre otras. Estas constelaciones se describen en las tabletas Nul.apin de la librería real asiría como constelaciones que "están en el camino de La Luna y dentro del espacio que recorre en un mes y a las que toca..."

El zodiaco de 18 signos siguió usándose hasta el siglo III a.C. no sabemos cuando se introdujo el zodiaco de 12 signos que hoy tenemos, pero podemos suponer que se iría introduciendo paulatinamente durante los últimos siglos antes de nuestra era. Los documentos arqueológicos más antiguos de que disponemos son del siglo v a.c. con predicciones babilónicas y del siglo III a.C. con preediciones egipcias. El zodiaco babilónico es un zodiaco sideral, es decir esta referido a las estrellas como elementos fijos. Las constelaciones se constituyeron como partes del cielo del camino recorrido por La Luna en un mes, y se observo cierta afinidad entre esas constelaciones o signos y ciertos planetas. A la constelaciones adjudicada a cada planeta se le llamo su "casa secreta", y mas tarde los astrólogos griegos las adoptaron con el nombre de "signo de exaltación del planeta.

Otra aportación importante de la astrología babilónica fueron las dodecatemorias. Estas consisten en la division de cada signo en 12 partes o ángulos de 2.5 grados cada una. Cada una de estos ángulos o dodecatemorias le asignaba una regencia o afinidad con otro signo en forma correlativa empezando por el propio signo. Por ejemplo la primera dodecatemoria de cáncer seria el signo de cáncer, la segunda seria el signo de leo, y así sucesivamente. Tanto este sistema de división de los signos como el de las triplicidades, que es una forma mas simplificada (división de cada signo en tres decanatos de 10 grados, regidos cada uno por el signo del mismo elemento en orden correlativo, por ejemplo el primer decanato de leo seria regido por leo, el segundo por sagitario y el tercero por Aries), fueron adoptados por los astrólogos griegos. En la india, el sistema de vargas es una forma de división de los signos mucho mas elaborada, pues se llegan a establecer 16 sistemas de división.