El Lobo


Los Indios Americanos siempre han considerado a los lobos como maestros o señaladores de caminos. Los lobos son ferozmente leales a sus parejas y tienen un fuerte sentido de la familia, a la vez que mantienen su individualidad. En las estrellas, Lobo está representado por Sirio, que muchas tribus aborígenes consideran ser el hogar de los Antiguos. Los hechiceros de las tribus creían que convirtiéndose en un determinado animal adquirían todas sus virtudes, las que dependían de la característica más notable del mismo (la fuerza del león, etc,), para lo que usaban sus pieles, o plumas, y algunas sustancias alucinógenas. 

Para entender el símbolo tótem del lobo, uno debe primero entender el corazón del lobo. Esto lleva tiempo, porque el lobo ha tenido que soportar muchos estereotipos falsos, conceptos erróneos y  malentendidos. El espíritu del tótem del lobo llega a los que realmente entienden la profundidad de la pasión a la que pertenecen esta noble criatura. El lobo es representante de una fe absoluta y una profunda compresión. El lobo es una criatura con un alto sentido de la lealtad y  fuerza. El lobo es en realidad una criatura social, amigable y sociable con sus congéneres.

También tiene el poder de enfrentarse a su propio ciclo de muerte y renacimiento con dignidad y valentía. La enseñanza del Espíritu, la guía en los sueños y las meditaciones, el instinto ligado a la inteligencia, los valores sociales y familiares, la astucia sobre el enemigo, la habilidad de pasar desapercibido, la constancia, la destreza de protegerse a sí mismo y a su familia, la habilidad de aprovechar los cambios. Tradicionalmente, alguien asociado los lobos tiene un fuerte sentido de sí mismo y se comunica muy bien mediante cambios sutiles en la inflexión de la voz y los movimientos corporales. A menudo encuentra nuevas soluciones a los problemas, a la vez que proporciona la estabilidad y el apoyo que uno normalmente asocia con una estructura de familia. Son naturalmente elocuente en el habla, y también tienen el don de la escritura creativa.

El Lobo representa el maestro. Es el maestro que acoge a  todos los estudiantes con la esperanza de que tal vez uno de cada diez alcanzará su sabiduría. El Lobo  conecta con todos pero se comunica y comparte los verdaderos misterios con unos pocos que perseveran y superan la etapa inicial de su camino. Aquí es donde el lobo se convierte en un maestro verdaderamente valioso.

El lobo llega a nuestras vidas para hacernos saber que si estamos teniendo una racha de decepciones y falta de éxitos, esto realmente no importa. Lobo no viene para decirnos que nuestra suerte va a cambiar, a menudo se trata de hacernos saber que seguirá siendo lo mismo. La felicidad no está en las cosas materiales que nos alimentan, es en las personas que nos rodean y nutren espiritual y emocionalmente.

El lobo representa todas las facetas: la perseverancia, fuerza y resistencia. Lobo entra en nuestras vidas para hacernos saber que podemos conseguir cualquier cosa. Ni el dolor, la tristeza, la pérdida o la depresion, no son excusa suficiente para dejar de intentarlo de nuevo y vivir la vida al máximo. Por otro lado Lobo nos enseña el equilibrio entre la soledad y la socialización. Recomienda dedicar el tiempo necesario tanto para alimentar nuestro espíritu como para las relaciones humanas, sin dejar que un hábito invada al otro.

Hacer frente al fin del ciclo con dignidad y valor. Muerte y renacimiento. Enseñanza espiritual. Guía de sueños y meditaciones. Instinto unido a la inteligencia. Valores sociales y familiares. Ser más listo que nuestros enemigos. Capacidad de ir sin ser visto. Firmeza. Protección de uno y su familia. Aprovecharse del cambio.