Amatista

Amatista: SiO2. Cuarzo.

Su color puede ser violeta pálido a violeta rojo (su color se debe al contenido de hierro, el manganeso y el titanio). Brillo vítreo, transparente. Cristaliza en el sistema trigonal. Los cristales morados pálidos al recalentarlos (3OO a 4OOº C), se tornan amarillos o rojos. Como el citrino y el topacio a estas variedades se les denomina topacio de oro o topacio de Madeira. Mohs: 6,5 A 7.

Usos: Aumenta la inteligencia, preservando de las enfermedades contagiosas y la gota. Es adecuada para los sistemas nervioso y endocrino. Ayuda a la diabetes y fortalece los glóbulos rojos. Purifica y armoniza el ambiente en que se vive o trabaja, trasmutando las energías negativas en positivas. Es una piedra de poder, energía, pureza y justicia. Sirve de protección, paz y espiritualidad pues no permite la tristeza ni la injusticia. Desarrolla el poder psíquico y produce buena suerte. Es la puerta de las fuerzas espirituales superiores. Las neuralgias y dolores de cabeza se curan frotando la piedra en el lugar afectado. La máxima protección que se puede llevar es: Una Cruz de Malta en oro, rodeada por un círculo, también de oro, con una amatista en el centro. Por su proyección de luz ultravioleta es muy empleada por médicos y sanadores. Relacionada con los chakra coronaria y tercer ojo. Antiguos alquimistas decían que la piedra se oscurecía si se encontraba o enfrentaba con poderes negativos.

Regencia: Júpiter, Urano, Plutón, Marte.

Correlación con los Signos: Sagitario, Acuario, Aries, Libra, Piscis, Capricornio.