Esbat de la Luna de Luto o Luna Helada

La Luna más adecuada para ponernos en contacto con el mundo espiritual es esta. En esta fecha nuestro ritual se basa en recordar a nuestros seres queridos que han fallecido. Meditamos acerca de nuestra fragilidad física y de la eternidad que como seres espirituales también poseemos. En este ritual el color que impera es el negro y los colores otoñales, el invierno esta entrando y con él el ciclo de la vida vuelve a comenzar. Para los romanos era el noveno mes de su antiguo calendario (nono-noviembre). A esta noche la llaman Samhain. Este mes era considerado un mes lunar, por los comienzos y los finales. El festival japonés en honor a la Diosa doméstica de la cocina, agasajaba también a las mujeres que diariamente preparaban los alimentos, comúnmente llamados Kami (deidades), esta diosa era importante debido que era la protectora y proveedora del alimento cosechado.

La Diosa Hécate tenía varias celebraciones a lo largo del año. El 16 de Noviembre era conocido como la noche de Hécate, la diosa triple. Hécate forma parte de una de las más antiguas formas de la diosa triple lunar como Crone o la Luna Oscura.

Artemisa seria la Luna creciente y Selene la Luna llena. La mayoría de los trabajos a Hécate, eran ejecutados especialmente durante esta noche y en el cruce de 3 caminos. Como ofrenda eran dejados alimentos. La diosa era conocida por disponer del pasaje de la vida y la transformación, el nacimiento y la muerte. Los animales que la representaban eran el sapo, la lechuza, el perro y el murciélago. En el Tíbet, era el festival de Las Linternas, un festival invernal donde eran celebrados los días cada vez más cortos. Para los Incas, mientras tanto era la época del Ayamarca, la festividad de los muertos.

Correspondencias
Hierbas: Tomillo, Verbena, Artemisa, Mandrágora, Salvia, Roble.
Colores: Negro, Dorado o Naranja Oscuro.
Flores: Caléndula, Crisantemos, Calas, Narcisos, las flores de estación.
Esencias: Manzana, Menta, Salvia.
Inciensos: Incienso, Benjuí, Mirra, Menta.
Piedras: Topacio, Lapislázuli, Obsidiana, Turmalina Negra.
Árbol: Ciprés, Aliso.
Deidades: Kali, Hécate, Isis, Sarasvati, Lakshmi, Skadi, Mawnu.


Energía que Fluye:
Preparar el camino, transformación. Muy poderosa para comunicarse con los Dioses que sentís que son mas cercanos a ti. Especial para pedir protección para ti o para los demás.

La Luna Llena de noviembre, en el Samhain recordamos a nuestros antepasados y llevamos luto por quienes hemos perdido. En la Luna de luto volvemos a concentrarnos con nuestras raíces, para poder ser lo bastante fuertes para pasar los meses de invierno.

Extienda un paño negro sobre su altar, decórelo con ojal otoñales, calabazas, velas de color naranja, un espejo, un plato de pasta, una botella de oporto e imágenes de sus antepasados, de sus animales queridos que han cruzado al otro lado y de todo aquel que quiera recordar y que haya pasado de la vida a la muerte. En la noche de Luna Llena trace un círculo y encienda las velas. Invoque a los dioses elegidos. Concéntrate en cada imagen pensado como esa persona afecto su vida, de las formas tanto buenas como malas.

Agradezcas las lecciones y las alegrías que cada persona le enseño. Brinde por ellas y una vez que lo haya hecho, deje el vino y la pasta sobre el altar, para que los muertos también festejen, y a la mañana siguiente deje la cómoda y la bebida en un lugar sagrado, para que la tierra los reclame.