El Verdadero Calendario Celta

En algunas religiones neopaganas, se observan los calendarios celtas basados en la irlanda medieval u otras culturas celtas antiguas con propósitos ritualistas. Los reconstruccionistas celebran las cuatro festividades gaélicas de Samain, Imbolc, Beltane y Lughnasadh. Algunos neo paganos eclécticos combinamos las festividades gaélicas del fuego con celebraciones de solsticios y equinoccios derivadas de culturas no celtas para producir la moderna Rueda del Año. Algunos neopaganos ecléticos están influenciados por el calendario ficticio de Robert Graves El Árbol del calendario Celta el cual no tiene relación con los calendarios históricos o astrológicos celtas.

La astrología celta consiste en el sistema astrológico practicado por los antiguos celtas. Poco se conoce sobre este sistema nativo de astrología, tal y como se describe en algunos manuscritos irlandeses antiguos de los cuales ninguno ha sido publicado o traducido completamente. Sin embargo, parece que se ha basado en un sistema indígena de símbolos irlandeses y no en ninguno de los más comúnmente conocidos sistemas astrológicos como los de Occidente o chinos.

El término astrología celta también se ha usado con inexactitud para referirse al calendario de árbol inventado por el escritor británico Robert Graves (1895-1985), el cual se inspiró en su superficial estudio de la escritura Ogham. Graves detalla el sistema en su poético ensayo La Diosa Blanca (1946). Aunque algunos autores modernos lo han popularizado como el «Calendario de Árbol de Graves», no tiene relación alguna con ningún calendario celta histórico.

El Calendario celta es una variedad de calendarios usados por los gaélico parlantes en diferentes épocas de la historia. El calendario galo de Coligny es probablemente el calendario solar/lunar celta más antiguo que existe. Fue descubierto en Coligny, Francia y ahora se muestra en el museo del palacio de las artes galo romano de Lyon. Data del primer siglo AC, cuando el imperio romano impuso el uso del Calendario juliano en la Roma gala. El calendario está elaborado a base de fragmentos de bronce en una enorme placa. Lleva inscrita la palabra, Galo con caracteres latinos y usa numeración romana.

El calendario Coligny es un intento de reconciliar los ciclos de la luna y el sol. Sin embargo, el calendario Coligny considera las fases de la luna y todos los meses comienzan con la misma fase lunar. El calendario usa un arreglo matemático para mantener un calendario normal de 12 meses sincronizado con la luna y mantiene la totalidad del sistema sincronizado añadiendo un mes extra cada 2 años y medio. El calendario Coligny registra un ciclo de 62 meses lunares de 5 años, dividido en 15 días de luz y 15 días de oscuridad (o medio ciclo lunar) cada uno.

Entre los celtas insulares el año estaba dividido a la mitad, una mitad era la luz y la otra mitad oscuridad. Al ver el día al comienzo del amanecer, el año se veía como el comienzo de la llegada de la oscuridad, en Samain el primero de noviembre. La media parte de luz del año comenzaba en Beltane el primero de mayo. Estos festivales que comienzan la noche anterior de la festividad pueden verse todavía en las celebraciones y prácticas folclóricas de los galos, como las tradiciones de Oíche Shamhna (Noche de Samhain) entre los irlandeses y Oidhche Shamhna entre los escoceses.

Durante el siglo pasado la literatura ha dado nacimiento a la idea universal de que Samhain era el Nuevo año celta, pero algunos historiadores han comenzado a cuestionar esta creencia. En su estudio del calendario folclórico de las islas británicas Stations of the Sun, el historiador británico Ronald Hutton escribe que no hay referencias más tempranas que las del siglo XVIII ni en registros cívicos que atestigüen este uso. Aunque sería correcto referirse a Samhain como El Fin del Verano, este punto de descenso hacía la oscuridad del año, se necesitaría una mejor prueba para decir que es el fin del año. Tanto si los antiguos celtas vieron a Samhain como el comienzo del año, o tan solo como un punto de turno entre otros en el ciclo de las estaciones, Samhain sigue siendo recordado como el Nuevo año celta por las culturas celtas actuales.

En Europa pueden encontrarse antiguos monumentos neolíticos de piedra, alineados a los solsticios de invierno y verano, equinoccios, lunaciones, con concentraciones particulares en Inglaterra, Gales, Escocia e Irlanda. El más famoso de todos estos es Stonehenge, en la llanura de Salisbury, Maeshowe en Orkney. La creencia popular tiene estos lugares por celtas, pero la mayoría de ellos son de origen pre-celta.